CANNES 2013 (8): LES SALAUDS DE CLAIRE DENIS

El crepúsculo

Por Daniel Kasman

(Read the original version in MUBI)


Les Salauds comienza como Un été brulant de Garrel, de noche, con un suicidio. Nunca llegará una explicación del gesto, aunque a lo largo de las elipsis casi imperceptibles de la película se irá aclarando. Es una película profundamente sombría y crepuscular, llena de soledad y de rabia, e incluso de locura reprimida, de complicidad y de seres solitarios, pues su tristeza es casi absoluta.

Una tórrida cadena vincula un reparto predominantemente formado por la familia de actores de Claire Denis: Vincent Lindon, Michel Subor, Alex Descas, Grégoire Colin. Por lo tanto muchos de ellos destacan por venir de algún lugar anterior, de algún lugr compartido, de modo que sus figuras resultan humanas y algo más, enromes, arquetípicas. (Lola Créton crea un efecto similar en un pequeño papel con una breve pero reconocible presencia que sobrepasa la historia tanto como la expande en su interior). La cadena comienza con el suicidio y afecta a las dos familias involucradas; la primera, la del fallecido, se disuelve en una tensión entre la desesperación y la separación. Lindon es capitán de un barco divorciado que vuelve para ocuparse de la muerte de su cuñado y de la quiebra de la compañía de su hermana. La otra, una rica familia encabezada por Subor, que vive con su amante, la solitaria y mucho más joven Chiara Mastroianni, está intacta, es potente y seductora. Ya entrelazadas antes de que la película comience, el suicidio nocturno, marcado por la lluvia revela la misteriosa conexión entre ambas y las sumerge en la oscuridad.

Con el enigmático despliegue únicamente de los detalles depurados de las historias –familiares, económicos, sexuales, existenciales–, Les Salauds se mueve continuamente a medio paso, avanzando invadiendo la penumbra. Uno debe tratar de adivinar furtivamente, en medio de una intensa sensualidad, la cenicienta paleta de colores (es la primera película digital de la cineasta), las pasiones contenidas y las insinuaciones tanto de explotación como de venganza. Las figuras orbitan unas respecto a las otras en medio de una críptica relación, mientras que la fornida figura de Lindon se sitúa en el centro, y, como el Axel Heyst de Victory, de Joseph Conrad, es un hombre semi-aislado que toma la profunda decisión de volver a encontrarse con la humanidad, dejando de este modo una marca horrible sobre ella. (Una de las complejidades de la historia, al contrario que en Victory, consiste en que se sugiere que condena a su familia y al prójimo a través de su soledad, y en otro sentido por medio de la participación). En el centro de Les Salauds, seduce a Mastroiani en una serie de tiernas escenas de amor que construyen un puente entre el latente momentum fatal infundido en la película y los trazos de bondad, de la conmiseración de los espíritus y de los cuerpos que pueden encontrarse en sus ambiguas relaciones.

Se trata de otra pequeña película de Denis, a la que le van muy bien los decorados parisinos, como si fuera una retirada de la extensión de White Material, pero recuperando de esa película la violencia y la oscuridad primaria de su noche climática, encontrando en ella un mundo más moderno pero cotidiano, con resultados aterrorizantes. Concluyendo con una intensidad sorprendente, como sucede en todas las películas de Denis, Les Salauds hace honor ciertamente a su nombre cuando a los títulos de crédito finales les sigue únicamente un descenso aún más lejano hacia un disgusto alarmante, que se abre para revelar un agujero de píxeles que nos llevará mucho tiempo olvidar.

 

Traducción del inglés de Francisco Algarín Navarro.


LES SALAUDS
Un certain regard 
FRANCIA, ALEMANIA. 2012. 100’
Director: Claire Denis
Guión: Claire Denis
Fotografía: Agnès Godard
Montaje: Annette Dutertre
Sonido: Martin Boissau, Christophe Vingtrinier, Christophe Winding
Música: Tindersticks
Decorados: Michel Barthelemy
Intérpretes: Julie Bataille, Lola Créton, Vincent Lindon, Chiara Mastroianni, Michel Subor, Alex Descas, Grégoire Colin, Hélène Fillieres