www.elumiere.net

ACONTECIMIENTOS 2011

Bernard Eisenschitz

(Lire la version originale française)

Mafrouza (Emmanuelle Demoris, 2007-2010)


Elección para 2011:

1. Mafrouza (Emmanuelle Demoris)

2. Road to Nowhere (Monte Hellman)

3. We Can’t Go Home Again (Nicholas Ray, version restaurée)

4. Apuntes para una biografía imaginaria (Edgardo Cozarinsky)

5. Autobiografia lui Nicolae Ceausescu (Andrei Ujica)

6. Pater (Alain Cavalier) & Habemus papam (Nanni Moretti)

7. Exercices de disparition (Claudio Pazienza)

8. Essential Killing (Jerzy Skolimowski)

9. A vingança de uma mulher (Rita Azevedo Gomes)

10. Cortos y mediometrajes del taller Varan Afganistán 2010-2011

Exceptuando la décima, todas estas películas han sido presentadas en público: bien distribuidas en Francia, bien presentadas en festivales. Precisión: estoy lejos de haber visto todo lo que me despertaba curiosidad el año pasado. Por otra parte, no hay ni uno solo de mis amigos que no esté en vivo desacuerdo respecto al menos uno de los títulos citados. Que tengan razón o no, poco importa: estas películas cuentan «mi» año 2011, aun si la primera fue rodada hace más de diez años, otra hace casi cuarenta y que otras dos recorren varias décadas mediante el procedimiento de la biografía, sea esta imaginara o sea la de un socialista lo bastante imaginario como para calificarse de «real». El encadenamiento de los títulos lo dice sin duda igualmente bien: Mafrouza, como todo un vertiente de gran cine, es un nombre propio, sin más, el de un lugar que ya no existe, y da una definición utópica del cine en sus coordenadas –el espacio naciente del tiempo– y en sus posibilidades –la política a partir de lo cotidiano–. El resto de títulos ofrecen en su mayoría una pista de lo que son: las dos de mayor edad (pues la restauración exemplar de la película por siempre in progress de Nicholas Ray presentada en Cannes en 1973 es, efectivamente, una película de 2011) dan testimonio de que América es una vía sin salida y sin retorno... y vuelta a comenzar. Last but not least, dos gestos que me parecen contar mucho: el de una pura ficción que hace uso de todos los artificios del cine para excavar en las heridas que se infligen los sexos, A vingança de uma mulher, película portuguesa extraida de un relato de las Diaboliques, del autor francés del XIX Barbey d'Aurevilli. Y las seis películas rodadas por los becarios, hombres y mujeres, del taller Varan de Afganistán, que componen a pie de calle un puzzle de Kaboul, ciudad de postguerra y ciudad en guerra.

Traducido del francés por Fernando Ganzo